No todas las historias que se cuentan con animales son para niños, algunas como en el caso de Beastars utilizan a personajes antropomórficos para mostrarnos tanto los prejuicios y el odio como el amor y el entendimiento que conviven dentro del alma humana. Conoce algunos datos interesantes sobre la creadora de esta conmovedora historia con la que ganó el premio Manga Taishō, el Premio Cultural Tezuka Osamu, el Kodansha Manga Award, y el  Japan Media Arts Festival Award en 2018.

Arte creado por Paru Itagaki desde sus redes sociales

Paru Itagaki  nació en Tokio en 1993 y es hija del mangaka Keisuke Itagaki, autor de “Baki». Se graduó de la Universidad de Artes Musashino y aunque inicialmente quería dedicarse al cine, se dió cuenta de que necesitaría mucha gente y recursos muy grandes para producir una sola película por lo que prefirió hacer manga ya que este medio le permitía contar sus historias con solo papel y lápiz.

Arte de Keisuke Itagaki y Paru Itagaki

La autora nunca muestra su rostro y siempre usa una cabeza del personaje de su manga, Legom, una gallina antropomórfica. La razón de su elección según ha dicho se debe a que uno de los capítulos favoritos de los fans al parecer es el de este personaje por su simpleza y humor.

Itagaki es gran fan de Disney así que encontró inspiración en algunas de sus películas con personajes antropomórficos ya que siempre había amado a los animales. Hizo su debut con el manga “Beast Complex” el cual se publicó en la revista adolescente Weekly Shonen Champion de Akita Shoten, misma en la que publica Beastars desde 2016 y hasta julio del 2020 cuenta con 19 volúmenes recopilatorios.

Entrevista a Paru Itagaki realizada por MangaForever

La mangaka asegura que desde sus inicios disfrutaba más dibujar animales que propios humanos por lo cual le resulta más fácil dibujarlos como ha demostrado en sus redes sociales donde publica constantemente.

Arte del twitter de Paru Itagaki @itaparu99

Su primer manga con protagonistas humanos fue el one shot “Shiro hige to boyne” publicado en 2018 que trata sobre un hombre con barba blanca y una prostituta. En ese mismo año participó en una antología de historias cortas junto a otros autores titulada Manga Men cuyo tema central era el ramen.

A pesar de su estilo sencillo, claro y desenfadado, en sus historias trata temas serios como el bullying, la discriminación y los prejuicios desde un punto de vista muy realista que al mismo tiempo contrasta y se refuerza con la apariencia animal de sus personajes. «En cualquier época histórica siempre ha habido discriminación y prejuicios entre los seres humanos» de ahí su interés por escribir acerca de estos temas.

Arte publicado del One shot Shiro hige to boyne

No cabe duda que aunque reciente la carrera de Paru Itagaki tiene mucho que prometer y se esperan más trabajos de su lápiz, el manga de Beastars ha tenido tanta popularidad que incluso cuenta con su versión animada la cual se puede encontrar fácilmente y con doblaje latino en Netflix la cual te recomendamos enormemente al igual que algunos de sus trabajos antes mencionados.